24 de octubre de 2010

Una regata e...

e...mocionante, e...speluznante, e...ntretenida, e...rriesgada, e...rrorífica, e...

Las previsiones no eran muy halagüeñas: mucho viento, mucha ola y lluvia.

La salida se da en la boya roja de la Galea y el recorrido es un barlovento sotavento con la boya de barlovento a 2 millas al 290º.

Al principio no hay mucho viento. La mitad de la flota sale amurada a estribor y la otra mitad a babor. La mayoría por la boya. Claramente se ve que hacemos rumbo directo, aunque al final rola un poco y tenemos que dar un bordo para tomar la boya. El viento poco a poco arrecia. Izamos el spí y también a rumbo directo nos acercamos a la boya de sotavento, navegando entre aleta y través. El comité durante la bajada avisa que ha cambiado la boya de barlovento y que la pone al 270º. El Maitena se cruza con nosotros. Una racha nos indica que ya ha llegado el momento de arriar y lo hacemos sin tan siquiera sacar el genova, el tema no estaba para bromas. Tomamos la boya y de nuevo a ceñir. El Maitena ya está llegando a la boya de sotavento por segunda vez. Al cabo de un rato viramos hacia Ciérvana y nos volvemos a cruzar con el Maitena que también va a la boya de barlovento, pero por tercera vez. Volvemos a virar y ya cerca de la boya lo volvemos a hacer pero dándonos mucho margen, el viento estaba ya alcanzando 30 nudos y más en las rachas. Al llegar a la boya un par de sustos en la empopada, vamos a rumbo directo hacia la línea de llagada pero está muy peligroso. Las olas de 2 metros y el viento no nos dejan descansar. En orejas nos pilla una racha que nos obliga a trasluchar y recoger medio génova. Por fin entramos. Terminamos de recoger el génova y regresamos como podemos, con rachas de más de 35 nudos de aparente en empopada. Incluso entrar al pantalán estaba un poco peligroso. Afortunadamente atracamos bien y contentos de no haber sufrido ninguna desgracia.
El Viruta estuvo sensacional, entrando por delante nuestro, lástima de haberse retrasado en la salida. La verdad es que todos los barcos y todas las tripulaciones han hecho un gran esfuerzo en la regata.

17 de octubre de 2010

XII Regata Consulnor

El cronista, agotado por la dureza de la regata del sábado, ha necesitado un largo reposo antes de acometer el esfuerzo de relatar los sucesos del día.

El sábado 16 se ha celebrado la XII edición de la Regata Consulnor. La tripulación y el resultado el mismo que en la XI edición.

http://e-m-i-l-u.blogspot.com/2009/10/xi-trofeo-consulnor.html


Por primera vez en mucho tiempo, la salida se da en el abra interior. Las predicciones son de NNO rolando a NNE, fuerza 3, y con lluvia. De momento en lo único que aciertan los pronósticos es en la lluvia. El viento brilla por su ausencia y el Comité iza inteligencia, lo que aprovechamos para tomarnos un txakoli de Lezama, obsequio de Txantxar. Poco a poco aparece el viento del sur y deja de llover. Comienza el procedimiento de salida, primero clases A, B y J80, y después la clase C, es decir, la del Emilu. El recorrido: salida, boya de San Ignacio por babor, boya amarilla más próxima al cajón por babor, boya de San Ignacio por estribor, y un bastón en el abra interior.
La salida es por la boya y amurados a babor; la única duda es si hacerla con spi. Con la ventaja de haber observado la salida de las otras clases, decidimos que no, y salimos en rumbo directo hacia el extremo del muelle de cruceros. Poco antes de llegar izamos el spi, un poco justo, y comenzamos a adelantar barcos. El viento va cayendo, y podemos ver a los barcos de clase A y B parados en medio del abra. Logramos llegar a San Ignacio, detrás del Viruta, que se ha ido lejos, y justo detrás del Sandra y el Aizian. Trasluchamos en la boya, y ponemos rumbo al cajón. La mayoría de la flota va por la parte izquierda. Nosotros vemos que el Sandra avanza por el lado derecho, así que trasluchamos otra vez y ponemos rumbo a los acantilados de Galea. El poco viento del sur que viene de la playa de Arrigunaga nos mueve, aunque despacio. El patrón decide seguir el rumbo, y dejar la Peña Piloto por babor.


Cerca de la costa trasluchamos otra vez, y en ese momento el viento está rolando. Tras unos momentos de incertidumbre, se entabla desde el NO, así que arriamos spi y sacamos génova. Mientras tanto la parte de la flota que ha ido por la derecha está flotando en el canal. Justo entonces sale un mercante; el Portu no puede apartarse, y se ve obligado a poner motor. El role ha favorecido al Viruta, Sandra y Aizian, que van por delante muy a barlovento. Los demás, claramente por detrás.
A medida que nos acercamos al cajón el viento arrecia y se acerca un chubasco. Está claro que la maniobra de spi va a ser delicada. En un prodigio de eficacia, lo izamos antes de llegar a la boya, lo que ocasiona algún problema (por ejemplo, no estaba mordida la retenida) que solventamos. Doblar la boya y empezar a volar es todo uno. El GPS marca entre 7,5 y 8 nudos, el aparente es de entre 10 y 12 nudos de popa, pero la ausencia de ola hace que la navegación sea fácil; llueve a mares. Este viento llega más tarde a los barcos de delante, por lo que recortamos distancias. A medida que nos acercamos a San Ignacio el viento se va cerrando, y el ángulo de viento es entre 60º y 80º; es un momento en el que se agradece un spi pequeño. Nos cruzamos con los barcos de las otras clases, que vuelven hacia el cajón, y son cruces delicados: para pasarles por popa tendríamos que trasluchar, y las condiciones no son precisamente favorables. Tenemos un par de orzadas, pero se solventan sin problemas. El Aizian quita el spi, pero nosotros decidimos mantenerlo, porque una vez tomada la boya de San Ignacio hay que abrir velas y la navegación será más fácil. En ese momento el Comité, que está en San Ignacio, anuncia que se recorta el recorrido y que la llegada será allí mismo. Aplaudimos esa decisión, y vamos directos a la línea de llegada, que cruzamos tras el Viruta, el Sandra y el Aizian, y seguidos de cerca por el Taramay.
En los últimos metros el viento ha ido desapareciendo, y nos da justo para cruzar la línea; el resto de la flota tiene un período de calma, hasta que vuelve a salir una brisa, cuando nosotros ya estamos amarrados en el pantalán. La única duda es si hemos ganado al Viruta o no; charlando con ellos en el pantalán, nos dicen que creen que sí que les hemos ganado. Efectivamente así fue: enhorabuena a toda la tripulación.
Comemos y nos tomamos un café, antes de la entrega de premios.

La regata en El Correo
El 'Akelarre' de Mauricio Guibert en la clase A, el 'Lemeteque' de Carlos Maidagan en la clase B, el 'Emilu' de Lucio Fernández en la clase C y el 'As de Guía VIII' de José Azqueta entre los monotipos J 80, se proclamaron ayer ganadores de la XII edición del Trofeo Consulnor que se celebró en aguas del Abra. La regata de 10 millas se desarrolló con vientos variables de entre 5 y 9 nudos.
Variable sí, pero ¿dónde estaba el periodista durante el chubasco?

Resaca tras el triunfo

Nos hemos tenido que enterar por la prensa impía y blasfema que el Emilu ganó el Trofeo Consulnor en clase C.
Suponemos que el cronista sigue de resaca.
¡Enhorabuena a todos!

9 de octubre de 2010

Enhorabuena, Nora!

Nora, tripulante el Emilu, se ha casado hoy.

Enhorabuena de parte de todos los tripulantes y todas las tripulantas (?) del Emilu.

Regata El Gallo 2005

Regata El Gallo 2008

3 de octubre de 2010

Regata 5 boyas 1º Trofeo AFA

El sábado 2 de octubre se celebró la primera regata del otoño, organizada por ORZA y patrocinada por AFA .

Foto: jkv
Como las velas estaban puestas, quedamos a las 11:00 en el barco Marije, que después de un período forzado de reposo vuelve a navegar con más ganas que nunca, Pepelu, Lucio y el que escribe, Julián. El viento de SSO, fuerza 3 a 4, con previsiones de amainar a principios de la tarde. El recorrido: salida en San Ignacio, boya amarilla de Galea, boya amarilla del cajón, boya amarilla de Galea, boya amarilla del cajón y llegada en San Ignacio.

La salida, que se dio puntualmente a las 12:00, era claramente con spi, amurados a estribor babor. Lo izamos 30 segundos antes de la salida, y aunque nos pilla un poco alejados, cruzamos la línea con velocidad. El comité anuncia que dos barcos deben volver a tomar la salida, pero ninguno se da por aludido; al final sabríamos que eran el No Respect y el Katxiporreta.

Los primeros minutos de la regata los hacemos rodeados de barcos, que a veces nos adelantan y nos desventan, y otras al revés. Unos van hacia la parte izquierda del campo de regatas (sobre todo los que llevan asimétrico) y el resto vamos a rumbo directo. Al principio íbamos de través, pero cerca de la boya, casi de popa cerrada. Como hay mucho tráfico y el viento ha arreciado, arriamos pronto el spi. Doblamos la boya de Galea, y vamos a rumbo directo a la del cajón, casi a un descuartelar. Entre las dos boyas hay una zona de rachas, que me obliga a ir largando la mayor de vez en cuando para no irnos de orzada. En la boya hay que virar; la maniobra nos sale perfecta y dejamos atrás a varios barcos: Marmotinha, Lasai, Katxiporeta,... Otra vez de ceñida a Galea; en esta ocasión coincidimos en boya con el Errotatxu. El viento ha rolado y amainado; el rumbo al cajón es una ceñida más cerrada. Viramos en la boya, y derechos a San Ignacio.
Foto Luis Fernández
La ola de fondo nos mete, pero el viento va cayendo poco a poco. Algunos barcos pierden mucho barlovento y acaban en la zona de la Galea; otros seguimos rumbo directo a la llegada. En una de estas nos cruzamos con el Jai Pil Pil amurado a babor y pidiendo agua a gritos al Errotatxu, que iba amurado a estribor; parece que se equivocaron y le querían pedir vino. Hasta este momento no hemos dado ningún bordo, pero de repente el viento baja mucho y viene directo de la boya. Así que el final de la regata, dando bordos, se nos hace eterno. Vemos entrar al Lasi, y el viento sigue cayendo, y aunque parecía que estábamos juntos, cruzamos la línea 8 minutos más tarde.

Foto Luis Fernández
Después de la regata paella y cerveza en compañía de las otras tripulaciones y los miembros de AFA, luciendo las camisetas de la asociación que generosamente regalaron a los regatistas.

En la Clase A, medición IRC 2010 verificada y comprobada, ganó el Gaitero, seguido del Ashandar Iru y el Esmolet; el Emilu fue octavo, pero cabe destacar que entre el tercero y el octavo solo hubo dos minutos de diferencia. En la clase B, sin medición, el podio fue Maite, Ushuaia y Errotatxu.

Fotos en la WEB de Luis Fernández